Las dolencias en el aparato urinario no son problemas exclusivos de los seres humanos: las infecciones de orina en los canes es algo que se suele dar con bastante frecuencia y que, además de resultar sumamente molesta para tu mascota, cuenta con ciertas causas que pueden estar provocándola y que es importante conocer para prevenir a futuro una nueva aparición. En el artículo de hoy estaremos hablando sobre los orígenes, los síntomas y el tratamiento regular que suele aplicar para casos de infección urinaria en perros.

Las infecciones urinarias en perros

Lo primero que debemos saber cuándo hablamos de infecciones urinarias es qué son y cuáles son sus causas: esta dolencia surge a raíz de microorganismos que se introducen desde el exterior al cuerpo del animal. Estos agentes por lo general son bacterias y dependiendo el alcance que tengan dentro del organismo del perro provocarán diferentes consecuencias. Las infecciones urinarias pueden manifestarse de diferentes formas: cistitis, uretritis, nefritis o prostatitis.

En cuanto a los síntomas de las infecciones urinarias en los canes estos no suelen ser fáciles de identificar pero existen algunos signos que, ante su presencia, nos podrían estar indicando la existencia de eta enfermedad tan molesta y dolorosa. Veamos algunos de ellos:

  • Lo más normal cuando nos encontramos con una infección del sistema urinario es que las frecuencias con las que el animal orina se vean afectadas. Lo común es que el perro haga sus micciones una mayor cantidad de veces al día y en pocas cantidades.
  • Las características físicas de la orina del animal también suele cambiar frente a una infección: notaremos que se modifica el color por uno más turbio y lo más evidente será su olor, volviéndose mucho más intenso y desagradable.
  • El picor en la zona genital y la irritación a simple vista son otros de los indicadores de una posible infección urinaria. Si notas que tu perro se arrastra por el suelo tratando de encontrar alivio a dicha picazón constante en la zona genital te recomendamos visitar a un veterinario cuanto antes.
  • Como en cualquier otra infección es probable que en algun momento nos encontremos con algun episodio de fiebre en el animal.

¿Cómo tratar una infección urinaria canina?

Ante el primer síntoma que observemos en nuestra mascota es fundamental que nos contactemos con un veterinario profesional y capacitado para que pueda darnos la solución más eficaz y adaptada al caso concreto dependiendo de los signos que muestre nuestro perro y la gravedad de su cuadro.

Una vez que el veterinario ha identificado la infección de orina en el animal se suele prescribir un tratamiento con antibióticos y antiinflamatorios para tratar de aliviar el malestar del perro lo antes posible, además de siempre recomendar una buena alimentación y cuidar el proceso de hidratación de manera cotidiana.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Agora diseño web  posicionamiento web

Pin It on Pinterest